Archivo de la categoría: Muestra de Cine

Voraz

Por Lucía Santiago Dantés.

Advertencia, esta reseña contiene spoilers. Puedes pasar al último párrafo para ver la explicación de Voraz.

Una de las mejores películas que he visto en lo que va del año. La historia en pocas palabras es sobre una chica vegetariana que descubre su canibalismo, sin embargo hay mucho de qué hablar sobre esta película, como toda buena historia.

Escrita y Dirigida por Julia Ducournau  nos establece desde la primer secuencia el tono de la película: una persona corre a esconderse detrás de un árbol, en medio de una carretera solitaria. Al momento que un coche se acerca, se avienta al auto, al parecer la ha atropellado pero se levanta ilesa y se acerca al carro.  Corte al inicio de la historia: Justine (Garance Marillier) es vegetariana, está en un restaurante tipo buffet con sus padres, Justine al comer el puré se da cuenta que hay una albóndiga en su puré  reacciona escandalizada, le pregunta si la ha mordido y Justine contesta que no.

Justine llega a la Universidad en donde va a estudiar veterinaria. Al llegar sabemos que sus padres fueron a la  misma Universidad. Extrañamente su hermana mayor, quien estudia lo mismo ahí no llega a recibirlos y sus padres ni siquiera se molestan en buscarla. Justine llega sola a su habitación donde se topa con un roommate muy guapo Adrien (Rabah Nait Oufella)pero gay.  La pesadilla comienza con la novatada que los chicos de semestres más arriba le hacen a los recién llegados como Justine. Ahí conocemos a Alexia (Ella Rumpf) la hermana mayor un tanto agresiva con su hermana, ya que durante la novatada que incluye un baño de sangre muy al estilo de Carrie a los alumnos, insiste en que ni ella ni Justine son vegetarianas y la obliga a comerse un hígado de conejo. Este podríamos decir es el disparador del cambio de Justine, pues justo al otro día, amanece con una terrible reacción alérgica por todo el cuerpo, es la manera en que Ducournau nos muestra este no sólo el momento disparador de sus manías sino también representa una alegoría de su transformación al “monstruo” en el que se convertirá. Su visita a la doctora le dice que es una alergia, Justine dice que sería bueno reportar el hecho, pero la doctora le dice que eso la pondría en la mira de un escándalo. Un aviso de lo que pasará más adelante.

Conforme va pasando el tiempo las novatadas y el trato en la Universidad se nota un ambiente demasiado pesado, mientras que Justine comienza a cambiar poco a poco, primero robándose desde una carne de hamburguesa hasta comer carne de pollo cruda del refrigerador. También siente atracción por su roommate pero sabe que es gay. Justine visita a su hermana y por accidente le corta el dedo, el cual se lo come. Es ahí su primer encuentro con el canibalismo. Ella no se da cuenta de lo que está pasando pero su hermana si, aunque aparenta no enojarse con ella, y callar el incidente la relación entre Justine y Alexia ya no es la misma.  A tal punto que una noche que Justine va a una fiesta de la Universidad y se embriaga demasiado, Alexia la lleva a un cuarto apartado. Despierta en su cama al otro día sin recordar nada. Al ir a clases todos la miran raro,  Adrien le muestra el video donde su propia hermana la ha llevado a la morgue la noche que estuvo ebria y le amagaba el brazo de un cadáver mientras ella trataba de agarrarlo para comerlo.

Pronto la rivalidad entre hermanas escala a eventos mucho mayores donde terminan dándose mordidas pero en el proceso la audiencia se da cuenta que Alexia también es caníbal. Los detalles más sutiles son: cuando descubre la misma crema que la doctora le ha dado; una tarde Alexia le dice a Justine que tiene que aprender a hacer “eso” y se la lleva a la carretera de la primer secuencia y hace exactamente el mismo truco, pero esta vez Alexia comienza a comer el cerebro de uno de los accidentados.

Al final Alexia y Justine terminan muy mal en su relación como hermanas. Alexia termina internada ya sea en una cárcel o institución mental, mientras que Justine regresa a casa donde su padre le cuenta la verdad: es parte de una familia de caníbales.

Voraz es una película que haría palidecer de envidia al mismísimo Hannibal Lecter, sin embargo debo aclarar que el canibalismo no se determina como  locura ya que tanto Justine como Alexia  están conscientes de la realidad que viven, mientras que en la demencia las personas han perdido el sentido de la realidad como por ejemplo ver cosas que no existen o escuchar voces. El canibalismo cae en otra clase de trastornos de la conducta que pueden llegar al extremo del canibalismo por eventos disparadores como es la escena de la novatada. También está ligado al sexo (un ejemplo de ello es el sadomasoquismo), por eso vemos que al tener una relación sexual se pone muy violenta y se muerde ella sola para no morder a Adrien, lo mismo sucede con su padre cuando le muestra una inmensa cantidad de cicatrices en el pecho. Justine se queda muda del susto mientras su padre le asegura que encontrará la manera de manejar su problema.

Voraz estrenó en la semana de la crítica en Cannes 2016.

Anuncios

Ultimos Dias en la Habana en la 62 Muestra de cine

Reseña por Lucía Santiago Dantés

Dirigida por el director cubano Fernando Pérez Valdés , “Ultimos Días en la Habana” muestra la vida aún en ruinas que Cuba sostiene después de tantos años del bloqueo económico impuesto por Estados Unidos, a pesar de los vientos de cambio que se han suscitado en los últimos años.

Mediante la historia de Miguel (Patricio Wood) y Diego (Jorge Martinez)  no podemos dar cuenta que la situación no ha cambiado mucho durante tantos años.

Miguel es un hombre serio, distante pero muy responsable. Es amigo de toda la vida de Diego, un homosexual que vive lo poco que le queda de vida postrado en cama a causa del Sida. A pesar de que no se llevan bien, el cariño y la fraternidad de toda la vida los une. Sin embargo, Miguel aplicó para vivir en Estados Unidos desde hace mucho pero sus papeles no llegan. Mientras tanto tiene que lidiar no sólo con David que por momentos se vuelve insoportable debido en parte a su carácter y en parte a su enfermedad. También en su trabajo tiene sus malos momentos pero todo es pasajero. La vida de ambos es rutinaria, hasta que los familiares de David comienzan a aparecer. La madre de David trata a Miguel como si fuera su criado ya que el pequeño departamento del edificio casi en ruinas es de David. Después aparece otro familiar aún más odioso: Yusi (Gabriela Ramos) quien le pide quedarse unos días con él, ya que se ha peleado con su mamá y de paso le dice que como ya va a morir, le deje el departamento o la azotea a ella, ya que  le confiesa que está embarazada.

Miguel no sabe nada de esto pero igualmente soporta estoicamente el desfile de personajes que llegan a la casa a aprovecharse de David, a quien ninguno de éstos atiende solamente Miguel.

La historia es buena pero le falta desarrollar más algunas preguntas acerca de la historia de Miguel y David, lo cual le hubiera dado más empatía a los personajes.

De todos modos la película es un buen drama con sus tragedias y unos cuantos momentos cómicos.

“Bajo La Arena” en la 62 Muestra de Cine


 

Reseña por Lucía Santiago Dantés

Bajo la Arena es una de las películas que he estado esperando que llegara México, y por fin llegó a la 62 Muestra de cine de la Cineteca Nacional. La espera fue larga, Land of Mine (como se le llamó en inglés)  estrenó en el festival de Toronto del 2015 y estuvo nominada a los oscares de este año en la categoría de mejor película extranjera, La película circuló durante dos años en el  circuito de festivales de cine  y ha ganado muchos premios.

Under Sandet (título original) es el resultado de una coproducción Danesa-Alemana que ha cautivado audiencias en los festivales internacionales de cine. Escrita y dirigida por Martin Zandvliet,

Es el año 1945 y lo último de las tropas alemanas que ocuparon Dinamarca por varios años ahora son expulsados, andando a pie por una carretera desolada, el general Rassmussen (Roland Moller) no puede soportar el desprecio que siente sobre los alemanes, e inclusive golpea brutalmente a uno de éstos.  Sin embargo 12 prisioneros de guerra o POWs como se les llama en inglés, son entregados a su mando para hacer un trabajo brutal. La razón es que durante los últimos meses de guerra, la Alemania Nazi pensaba que el ejército de los aliados entraría por  Dinamarca, por lo que sembraron 45,000 minas a lo largo de la costa de este país. El motivo de la retención de estos muchachos, unos jovencitos reclutados como último recurso  del Führer para engrosar las filas de defensa, es trabajar desactivando las bombas de la playa asignada a cargo de Rassmussen.

Los chicos son tan jóvenes e inexpertos que al primer ejercicio de entrenamiento le explota una bomba en sus manos. Sin duda no es la última víctima de este brutal trabajo. La historia es muy conmovedora debido al arco de personaje de Rassmussen quien al principio, con toda razón ve en estos adolescentes un soldado nazi, sin embargo la realidad es otra completamente distinta.  Los muchachos, hambrientos y asustados luchan día a día física y psicológicamente por sobrevivir para algún día regresar a casa. Sin embargo cada momento que pasa se dan cuenta de la sombría realidad: en cualquier momento una bomba explota en sus manos ya sea perdiendo la vida o perdiendo extremidades.

Rassmussen quien al principio los detesta, poco a poco ve en ellos su humanidad, su inocencia ante las circunstancias, y es cuando reflexionas que indudablemente en una guerra quien más sufre son los inocentes.

“Sangre de mi Sangre” en la 62 Muestra de cine Cineteca Nacional

Reseña por Lucía Santiago Dantés.

Dirigida por el director italiano Marco Bellocchio, no te extrañes si te pierdes un poco con la historia. Bellocchio es conocido por su cine un tanto diferente al tradicional de hollywood que es contar una historia y desarrollar un tema en 3 actos.  Bellocchio nació en 1939 en Bobbio donde se desarrolla la historia de “Sangre de mi sangre” así como fue amigo de Pier Paolo Passolini.

Sangre de mi Sangre es más bien dos historias poco relacionadas pero que de alguna manera se entrelazan en el tiempo y espacio. Bellocchio desarrolla más que una historia el tema de la opresión hacia la gente ya sea por medio de la religión o la política y la corrupción como es el caso de la segunda historia. Ambas historias suceden en el pueblo de Bobbio.

La primer historia se enfoca en Federico (Pier Giorgio Bellocchio) un hombre de armas que llega al pueblo de Bobbio durante el siglo XVII,  para investigar la muerte de su hermano quien fue sacerdote y por haberse suicidado no tiene derecho a ser enterrado en un cementerio. Al parecer el hermano sacerdote tuvo amoríos con una de las monjas llamada Bernardette (Lidiya Liberman) a quien se le acusa además de ser bruja y amante del diablo.  Bernardette tiene que sufrir varias pruebas bastante absurdas que imponía la iglesia en aquéllos tiempos como la prueba de las lágrimas, la prueba del fuego y la que más irónica: la prueba del agua, en la cual Bernardette tiene que ser arrojada por los sacerdotes que la enjuiciaron a un río atada con cadenas. Si flota y sobrevive es porque es verdad que  tiene pacto con Satanás, mientras si muere ahogada quiere decir que es inocente y al menos estará con Dios en el cielo, lo cual debería alegrarle según el sacerdote. Mi pregunta como espectador: ¿y si es un milagro que hizo Dios para demostrar que es inocente? ¿por qué tiene que ser el diablo quien la salva? lo más seguro es que el diablo se la quiera llevar al infierno si a esas pruebas vamos.  En fin que la película no sólo analiza predicamentos teológicos como éstos sino también es en parte una crítica a la época oscura de la iglesia.

La segunda historia que se cuenta está en el presente, en la misma ciudad Bobbio, donde ahora el viejo convento casi en ruinas, es la casa de un anciano vampiro, el conde Basta (Roberto Herlitzka) quien al parecer tiene un poder tan grande sobre el pueblo como antes lo tuvo la iglesia. En Bobbio está prohibido hasta el internet ya que el Conde no acepta o no le conviene el paso del tiempo, la modernización. Sus atemorizados habitantes actúan más locos que una cabra.  En esta historia el mismo actor Pier Giorgio Bellocchio, tal vez descendiente de Rodrigo llamado Federico Mai llega a la casa del conde con Angelo (Bruno Cariello) quien quiere comprar el ex convento.

La historia es bastante formalista y deja muchos cabos sueltos por la misma razón, el director está concentrado más en desarrollar el tema del poder sobre la población ya sea por medio de la religión o en el segundo caso el poder de la extorsión y la naturaleza del Conde Basta. Sin duda una película bastante interesante que vale la pena echarle un vistazo.

Yo, Daniel Blake en la 62 Muestra de la Cineteca Nacional

Reseña Lucía Santiago Dantés.

Dirigida por el veterano director inglés Ken Loach, Yo, Daniel Blake, ganadora de la Palma de Oro en Cannes 2016 llega a la 62 Muestra de cine de la Cineteca Nacional.

Ken Loach siempre preocupado de exponer en sus películas los problemas sociales como la pobreza, las personas en situación de calle y los derechos laborales; siendo este último el tema  que explora en Yo, Daniel Blake nos hace ver y sentir un mundo que no queda muy lejos del nuestro: la crueldad de la burocracia y nos hace reflexionar si esto pasa en países de primer mundo, que esperanza tenemos nosotros?

La historia sigue  a Daniel Blake (Dave Johns) un carpintero de 59 años de Newcastle quien después de ser diagnosticado con problemas en el corazón por su médico, debe dejar su trabajo. Sin embargo, al no tenerlo perdería su seguro social.  Como buen ciudadano decide ir a las oficinas a explicar que ya no puede trabajar debido a su condición médica, sólo para enfrentarse con una serie de requisitos que al principio lo dejan en el limbo burocrático: esperar llamadas del gobierno que nunca llegan, llenar formas en internet. Una pesadilla que bien conocemos aquí en México.

Daniel Blake es un hombre  noble y decente, viudo pero siempre con un sentido de comunidad, fraternidad y de ayuda a los demás.  No tiene ningún reparo en alzar la voz cuando ocurre una injusticia. Sin embargo vemos a su vez una problemática que cada día es más común en los gobiernos de primer mundo y seguramente es por esto que la película ganó la Palma de Oro en Cannes del 2016: el sistema se ha vuelto duro, cruel y frío hacia la gente que siempre ha trabajado y pagado sus impuestos por tantos años.  Así vemos a una nueva generación de burócratas que no sólo son rudos sino rayan en lo cruel, lo morbosamente abusivo y finalmente maltratar con desdén a todo aquél que pide ayuda al sistema.

Como muchos largometrajes, contiene una historia principal y una secundaria. La historia secundaria trata sobre una mujer Katie (Hayley Squires) que ha llegado a la ciudad con sus dos hijas en la miseria, y que se topa con Daniel en la misma oficina donde la tratan tan mal que Daniel enseguida sale a defenderla. Daniel le enseña dónde están los food banks del gobierno  y le ayuda a reparar el departamento casi en ruinas donde vive con sus hijas.

La historia sin contar más, tiene mucha relación con lo que está pasando no sólo en el Reino Unido, Europa y ni hablar de Latinoamérica. Yo, Daniel Blake es una gran oportunidad para apreciar y reflexionar sobre cómo el sistema nos está fallando cada día más e inclusive funciona en nuestra contra.

Esta es la segunda Palma de Oro que recibe Ken Loach, la primera fue por The Wind That Shakes the Barley (2006) en español “Vientos de Libertad”

“La Vida de Calabacín” en la 52 Muestra de la Cineteca Nacional.

Reseña por Lucía Santiago Dantés.

Antes que nada “La vida de Calabacín” no la recomendaría para niños, es más bien una película pensada para adolescentes y adultos. La historia a pesar de estar llena de mucho colorido y animada en el antiguo sistema de Stop Motion, trata sobre temas un tanto oscuros pero con un gran significado que roba el corazón del espectador. Sin duda una de mis películas preferidas de la 52 muestra de cine que organiza la Cineteca Nacional.

La historia está basada en el libro de Guilles Paris titulado “Autobiography of a courgette” y la película está dirigida por el suizo Claud Barras, My Life as a Zuchinni como se le tituló en inglés representa su primer largometraje de animación. La película ha tenido una aceptación unánime en Rotten Tomatoes donde cuenta con una calificación de 100% lo cual es muy raro para cualquier película. “Ma vie as a Courgette” su título original, estuvo nominada para los Globos de Oro y los Oscares siendo Zootopia la que arrebató el premio a la producción franco-suiza.

De que trata la historia y por que no es tan recomendable para niños pequeños?
Calabacín es un niño que vive con una madre alcohólica, por su casa se puede ver un reguero de latas de cerveza, obviamente calabacín le tiene miedo y un día que enojada lo persigue por la casa, accidentalmente calabacín asesina a su mamá. Este es el solamente el setup de la película. Calabacín es llevado a un orfanatorio donde se topa con Simón, el niño “malo” de la casa hogar. Para buena sorpresa de la audiencia la historia no se deja ir por el lado la pelea entre el niño abusivo del orfelinato sino que la historia se guía más en ver la historia de cada uno de estos niños y por qué terminaron ahí. Algunos son hijos de papás deportados, otros son abandonados, descuidados, otros hijos de ladrones etc. Un día llega una chica llamada Camille, y Calabacín se enamora de la niña. Simon y Calabacín entran a la oficina para saber qué le pasó y por qué está ahi? a leer el expediente se dan cuenta que Camille presenció cómo su padre mató a su madre, al enterarse que lo engañaba, después de matarla, se suicidó.

Los niños comienzan a formar una familia muy unida y gracias al inspectorRaymond,  encargado del caso de todos estos niños, y los encargados del orfelinato. La vida para ellos es un poco más amable. Que es precisamente el tema desarrollado en la historia: en la vida de la juventud marginal, el ser acogedor y encontrar amor, un hogar, es algo tan sencillo como profundo.

En cuanto al estilo visual de la película, Barras comenta que su influencia tiene mucho que ver con las animaciones de Tim Burton. Lo que deja claro es que para Barras lo oscuro está en los temas, contraponiéndolo con un estilo visual lleno de luz y colorido, que favorece el optimismo con el que está tratado el tema.

La Chica Desconocida en la 62 muestra de cine de la Cineteca Nacional

Reseña Lucía Santiago Dantés.

Para algunos críticos, La Fille Incunnue como se le conoce en su idioma original, no es de las mejores películas de los hermanos Dardenne, sin embargo en lo personal se me hizo interesante por muchas razones.

La historia trata sobre la doctora Jenny Davin (Adéle Haenel) quien una noche en el hospital donde trabajaba llega una chica pidiendo ayudando tocando desesperadamente la puerta del hospital. Como eran altas horas de la madrugada decide no atender el llamado. Al día siguiente se da cuenta por la policía que la chica ha muerto. La culpabilidad la hace reflexionar sobre su papel esa noche, culpándose de la muerte de la chica. Así, la doctora Jenny decide investigar quien fue esa mujer, al menos saber su nombre y darle una sepultura digna. Poco a poco se va encontrando con personas que parecen saber lo que sucedió pero que no prefieren guardar silencio. Cada paso que da la va metiendo en más problemas y situaciones cada vez más peligrosas.

Al final el culpable confiesa y es ahí donde se nos anuncia el tema que la película desarrolla: tal vez la chica ha muerto, pero en la cabeza de los culpables, la chica desconocida sigue viva pidiendo justicia en la conciencia de ambos.

La película estuvo nominada a la palma de oro en  Cannes del 2016, a los Premios César del 2017 y Los Lumiere Awards del 2017.

La Chica desconocida es una coproducción belga y francesa.
Duración 106 mins.